Sodimac.com | Inspiración para tu Hogar

Innova en tu casa usando pintura de pizarra


Cuando se trata de decoración del hogar, pueden suceder dos cosas: se nos agotan las ideas o, por el contrario, son tantas que no sabemos cuál elegir. Hoy te daremos una idea de decoración que es práctica, versátil y no te costará mucho: usar pintura de pizarra .

Su uso es muy sencillo, sin embargo a veces se desconoce sobre sus aplicaciones. A continuación, te damos ideas de cómo usarla y te explicamos qué debes tener en cuenta al momento de aplicarla.

Dónde usar la pintura de pizarra

La pintura de pizarra la puedes usar en cualquier lugar de la casa: en la cocina, en un lugar prominente del living, en la pared principal de un escritorio, en dormitorios y zonas de paso como pasillos y escaleras.

Si bien es cierto que la primera opción para usar la pintura de pizarra es sobre una pared, también existen otras opciones de superficies como cristal, yeso, plástico, madera y metal que funcionan bastante bien como soporte de esta pintura.

Cómo aplicar la pintura de pizarra

La pintura de pizarra se puede conseguir comercialmente en formato líquido o en spray. Su aplicación es muy sencilla; si deseas pintar detalles específicos y otros accesorios, te recomendamos utilizar la pintura en formato spray, pero si quieres cubrir espacios más grandes, como paredes, será mejor que uses la versión líquida. En ambos casos, es fundamental que las superficies estén completamente limpias y libres de polvo.

Cómo pintar las paredes

A diferencia de otros tipos de pinturas, no es necesario diluir la pintura de pizarra y a la hora de aplicarla, debes considerar que lo mejor es siempre usar un rodillo, ya que la brocha suele dejar huellas.

Es recomendable que elijas una pared lisa, sin textura. Si esta tiene una pintura mate, puedes pintar directamente sobre la superficie. En cambio, si la pared tiene pintura de vinilo o es de metal o madera, deberás aplicar previamente un imprimante.

Después de la primera aplicación, te sugerimos esperar cuatro horas para aplicar la segunda capa de pintura y alrededor de tres días para que se seque bien y poder usar la pared. Para obtener un mejor resultado, incluso puedes lijar cuidadosamente la superficie después de la primera mano, dejar secar y repetir el proceso posteriormente.

Ideas para la pintura de pizarra

Lo mejor de la pintura de pizarra, es que puedes innovar día a día en el estilo de tu pared dibujando o anotando ideas, dejando libre tu imaginación. Para borrar lo que hagas, solo necesitarás un paño húmedo tibio.

A continuación, te damos algunas ideas para que le des un toque creativo a tus paredes con pintura de pizarra:

  • Living y dormitorios: puedes dibujar muebles, elementos decorativos como lámparas, cuadros e incluso retratos de los integrantes de tu familia.
  • Dormitorio de niños: deja una pared para que los pequeños puedan expresarse y dibujar todo lo que se les ocurra.
  • Cocina: puedes anotar recetas, dibujar los ingredientes que la componen y/o anotar el listado de compras del supermercado.
  • Escritorio: si eres de los que a diario necesita recordatorios de sus tareas pendientes, entonces anótalos o dibuja un calendario semanal o mensual para no perderte ¡será imposible que olvides alguna tarea!
  • Recibidor y pasillos: aplicando técnicas de lettering, puedes plasmar increíbles mensajes motivacionales que le den personalidad a tu casa.

Sin duda que la pintura de pizarra transforma los espacios y las paredes de cualquier rincón de la casa de una manera sencilla y original. ¡Atrévete a usarla y verás que no te arrepentirás de los resultados!