Sodimac.com | Tips para reducir la contaminación con parrilla a carbón

Tips para reducir la contaminación con parrilla a carbón

¿Quieres disfrutar de un asado sabroso y con mayor conciencia ambiental? Aunque no lo creas, puedes reducir la contaminación que esta comida genera aplicando unas simples y prácticas recomendaciones.




1. Elige lugares ventilados 

Es común pensar que si no hay indicios de humo, no estamos contaminando el medioambiente. Sin embargo, en todos los asados se producen sustancias tóxicas. Por esto, preocúpate de escoger un lugar donde circule aire, para librarte de respirar estos contaminantes.


2.  Selecciona el carbón correctamente

Antes que todo, el carbón que vas a utilizar debe estar completamente seco. Esto ayudará a que el encendido sea más rápido, duradero y no humee en exceso. No uses parafina o aceites para encender el carbón. Estos combustibles producen mayor contaminación e incluso pueden impregnarse en la carne.


Recuerda que, para apagar las brasas, lo más seguro es dejar que el carbón se apague solo. Si utilizas agua, provocarás aún más humo.


3. Prefiere carnes magras

Sabemos que la grasa de la carne le da un sabor especial a nuestros asados. Sin embargo, cuando el jugo de ésta cae sobre las llamas, se genera mucho más humo, contaminando aún más. Para prevenirlo, prefiere los cortes con menos grasa. Y así, además de estar ayudando al medioambiente, estarás cuidando tu salud. ¿Qué mejor?


Los cortes magros perfectos para la parrilla son el lomo de vacuno, además del lomo y la pulpa de cerdo. Si te gusta el pollo, lo mejor es elegir las pechugas y los muslos sin piel. También podrías darle una oportunidad al pescado, ¡existen increíbles recetas para asarlo!


De todas maneras, te aconsejamos remover la grasa exterior de todo tipo de carne que vayas a preparar.




Otra recomendación es no pinchar las piezas mientras se están asando, así evitarás la pérdida de jugos que le dan sabor a la carne y el humo provocado por el contacto de los jugos con el carbón.


¿Y qué pasa con los embutidos? Lamentablemente, tienen abundantes niveles de grasa, por lo que debes evitarlos si deseas disminuir la contaminación.


4. Renueva tu parrilla

¡Encuentra en nuestras tiendas alternativas eco para parrillar!




La Parrilla a Carbón Premier de Cobb, por ejemplo, optimiza el uso del carbón, permitiendo cocinar con menor cantidad de combustible. Además, cuenta con un drenaje para los líquidos, el cual evita que la grasa entre en contacto con las brasas, favoreciendo la reducción de humo. Y como es compacta, ¡la puedes llevar a todos lados!


Y siempre podrás contar con las parrillas eléctricas y a gas. Éstas poseen un sistema de encendido inmediato y un termostato para regular la temperatura, por lo que demandan menos tiempo y recursos para usarlas.


Conociendo estas alternativas para reducir la contaminación, estarás listo para disfrutar de un asado sabroso, rico y amigable con el medioambiente. ¡A disfrutar!


Categorias relacionadas